Un año más vuelve el esperado Carnaval. Una cita indispensable para muchos, en la que los disfraces, las murgas y la diversión serán los auténticos protagonistas. Aquí tenéis 7 Carnavales tradicionales de Aragón que no os debéis perder.

El Carnaval es una fiesta muy particular que cada localidad celebra a su manera. Frufrúes, tintines, sedas y cascabeles, personajes cargados de tradición, ritos y ceremonias antiquísimas, críticas, sátiras y reinterpretaciones de leyendas oscuras. Todo ello, como no podía ser de otra forma, celebrado en clave de humor. Así que, para que podáis vibrar con la magia de estos días, os dejamos 7 Carnavales tradicionales de Aragón que no os deberíais perder. Aunque seguro que algunos ya habéis empezado con las celebraciones. 😉

1. Comenzamos este recorrido por el Pirineo y más concretamente por la comarca del Sobrarbe. Aquí organizan cada año uno de los Carnavales tradicionales más particulares de nuestra comunidad y de España; el Carnaval de Bielsa (23-27 de febrero). Un Carnaval que destaca por los personajes que cada año se dan cita. El protagonista es Cornelio Zorrilla Carnaval, a quien se acusa de ser el causante de los males sucedidos en el valle. Este personaje – relleno de paja – resucita cada año en estas fechas para ser juzgado y condenado a la hoguera.

Pero ojo, ¡no hay que perderse el resto de personajes! Las Trangas, mitad hombres y mitad machos cabríos, ataviados con grandes cornamentas, pieles de cabra y cencerros. Los Osos, unos de los animales más temidos del Pirineo que dejan de hibernar estos días. Los conoceréis porque van embutidos en tela de saco rellena de paja y cubiertos con una piel de oveja. Los Domadores, pastores vestidos con piel de choto y morral, encargados de dominar a los osos con cadenas y palos. Las Madamas, mozas solteras vestidas con trajes tradicionales a las que se ronda en las puertas de sus casas. El Amontato, que simula a una abuela llevando un hombre en brazos. El Caballé, medio hombre medio caballo. Y otros como la Garreta y la Hiedra. ¡No os perdáis esta cita por excelencia del Carnaval pirenaico!

carnavales tradicionales - las trangas de bielsa

*Foto: Las Trangas de Bielsa. Fuente: Top 100 Aragón.

2. Valle de Chistau. Al igual que el Carnaval de Bielsa, todo gira en torno a la ronda por las casas del pueblo. Aunque cada uno de los pueblos que forman este Carnaval cuentan con sus particularidades. Carnaval de Gistaín (del 3 al 5 de febrero), donde el Carnaval gira en torno al Muyén de paja a lomos de un burro. Se trata de una representación del Carnaval que se ajusticia – por pecador – el domingo de piñata. Carnaval de San Juan de Plan (10,11 y 12 de febrero), que también cuenta con el Muyén como protagonista. Además de los Mayordomos y las Madamas – todos vestidos de blanco – tratando de bailar bajo la atención del melitá, quien se esmera para que las parejas no bailen demasiado cerca. Carnaval de Plan (17 y 18 de febrero), que es muy familiar y cuenta con ronda de mozos y baile de disfraces.

El Carnaval en el Valle de Chistau tiene lugar un fin de semana en cada pueblo. De manera que no coincidan las fechas.

3. Carnaval de Torla (25 de febrero). Este Carnaval destaca porque el personaje al que se le hace el juicio de Carnaval no es de paja sino de carne y hueso. Siendo uno de los mozos del pueblo. Todo empieza tras confirmarse los rumores de que se ha visto a Carnaval en las proximidades del pueblo. Es entonces cuando el tenedor lo detiene y lo ata con una cuerda. Así, ataviado con sacos, pieles y cuernos, es paseado por la localidad, donde un gran número de personas disfrazadas le recitan que va a ser juzgado y sentenciado por culpable. Tras un juicio popular, es condenado a muerte, pudiendo pedir una última voluntad, que en general es besar a una moza del pueblo. Acto seguido, llega el fusilamiento que da comienzo al baile y a la fiesta.

4. Carnaval de La Fueva (4 de marzo). Este Carnaval destacaba desde hace 30 años por ser itinerante. Durante todo el día, la gente – disfrazada – recorría varios de los pueblos de su Comarca, comiendo, bebiendo y bailando en cada uno de ellos. Esta caravana festiva estaba formada por microbuses, furgonestas y vehículos particulares. Pero, debido al incremento de su popularidad durante los últimos años, este 2017 han decidido organizar una fiesta de Carnaval en cada pueblo. ¡Ohhhh! En esta primera edición – no itinerante – participan 5 pueblos, a los que se desplazará la charanga según los horarios: Tierrantona (10:00h), La Cabezonada (11:30h), Aluján (13:00h), Palo (14:30h) y Rañín (16:00h). Desde ahí, la música volverá a Tierrantona a las 17:30h para terminar a las 18:30 con una fiesta en el Centro Deportivo de la Fueva.

5. Carnaval de Agüero. Esta localidad oscense de la comarca de la Hoya de Huesca celebra cada año su particular fiesta de Carnaval, que recuperaron en el año 2008. Los protagonistas que forman parte de esta tradicional “Fiesta d’as Mascaretas” son: el Caracolero, un misterioso personaje que viste un traje hecho de caracoles; las Majas o Mozas, solteras de la localidad y los Fieros, mozos del pueblo con el rostro pintado de negro y que visten con pieles y polainas.

6. Carnaval de Luco de Jiloca (25 de febrero). Al igual que en Bielsa, Valle de Chistau o Torla, en esta localidad de la Comarca del Jiloca celebran una gran fiesta cargada de tradiciones. Los personajes destacados son los Zarragones, mozos con la cara cubierta, disfrazados con sacos, chepas rellenas de cojines y paja, que portan horcas o palos; los Diablos, que destacan por ir con la cara pintada de negro, llevar dientes de patata postizos y vestir prendas negras sobre las que llevan camisas blancas. Los diablos asustan a la gente con unas enormes tijeras que abren y cierran constantemente. Y, por último, las Madamas, cuyo atuendo depende de la clase social a la que representan. Puede estar formado por ropajes buenos de época, en el caso de las madamas ricas, o una simple silla en la cabeza con una sábana por encima, en caso de que den vida a las madamas pobres. Ambas con la cara tapada, ya que era la forma en la que las mujeres disfrutaban de esta fiesta que era solo para hombres.

Así, uno tras otro, todos los personajes se reúnen el sábado de Carnaval en la plaza del pueblo, donde comienza la ronda en la que recorrerán las calles de la localidad – cantando y bailando – para terminar la celebración alrededor de una hoguera.

7. Carnaval de Épila. Esta localidad zaragozana de la Comarca de Valdejalón es otro de los destinos imprescindibles del Carnaval tradicional aragonés. Su protagonista es el Zaputero, personaje ficticio que permanecerá colgado del Ayuntamiento hasta que sea condenado a morir en la hoguera. Es estos días destacan también otros personajes como los Mascarutas, vestidos con cualquier trapo, se cubren cara con un saco y hablan con voz de pito para poder burlarse de los vecinos sin ser reconocidos.

Además de estas localidades aragonesas, hay muchas otras que también celebrarán su particular fiesta de Carnaval. Es el caso de Zaragoza, que cuenta con el protagonismo de personajes tradicionales carnavalescos como el Conde Salchichón, Doña Cuaresma, Don Carnal, el Caballero de la Hornilla o la Mojiganga. En esta última ciudad, además, este año volvemos a organizar la Muestra Gastronómica del Carnaval. Una cita en la que podremos degustar 10 especialidades carnavalescas en 10 establecimientos del Club del Ternasco de Aragón. ¡No os la perdáis!

Ahora que se acercan las fechas, dejad que la magia os invada – un año más – y salid a disfrutar de los Carnavales más tradicionales de Aragón. ¿O tenéis un plan mejor? 😉