Hoy os enseñamos a elaborar los míticos jarretes de Ternasco de Aragón IGP de la Rinconada de Lorenzo. Uno de los establecimientos de Zaragoza más recomendados para disfrutar de las recetas tradicionales de siempre.

La Rinconada de Lorenzo es uno de los establecimientos zaragozanos más reconocidos en el ámbito de la cocina tradicional aragonesa. Situado en las inmediaciones de la plaza San Francisco, abrió sus puertas por primera vez en 1970 gracias a Lorenzo Navascués y Mª Cruz Badia. 50 años de servicio en los que no han dejado de ofrecer productos de calidad contrastada y una atención excepcional.

Jarretes de Ternasco de Aragón | La Rinconada de Lorenzo

Con un escenario como este, nos gustaría proponeros un viaje al pasado para (re)vivir algunos de los platos más tradicionales de nuestro territorio. Hablamos, como no podía ser de otra forma, de los guisos de siempre cocinados a fuego lento. Hablamos de esas recetas que representan la máxima expresión del sabor. Así que, en esta lluviosa semana de mayo, nos vamos a poner manos a la obra para elaborar los jarretes de Ternasco de Aragón IGP de la Rinconada de Lorenzo. Una receta que os acercamos gracias a Belén Arroyo y a Óscar Navascués. ¿Nos acompañáis en el proceso?

Aunque la mayoría conoceréis este corte, os vamos dar algún dato. Los jarretes son unos cortes que provienen del final de la paletilla, justo antes de la pata. Debido a su excelente sabor, son piezas muy apreciadas en algunos territorios del norte de España. Y aunque hoy os propongamos elaborarlos guisados, resultan también excelentes al horno, salteados o a la brasa.

Jarretes de Ternasco de Aragón IGP guisados de la Rinconada de Lorenzo

INGREDIENTES PARA 4 PERSONAS

  • 8 jarretes de paletilla de Ternasco de Aragón IGP
  • 1 cebolla grande de fuentes
  • 2 hojas de laurel
  • 2 patatas medianas
  • 1/5 Kilo de champiñones
  • 150 gr. de guisantes
  • 1 cucharada sopera de pimentón
  • 1 cucharada pequeña de harina
  • 1/2 vaso de vino blanco
  • Aceite
  • Sal
  • Agua
  • Una gran dosis de cariño (ingrediente fundamental que utilizaremos desde el principio de la receta)

ELABORACIÓN

En primer lugar vamos a picar la cebolla y a sofreírla lentamente. Cuando esté dorada, añadimos la copa de vino blanco y dejamos que evapore el alcohol.

Incorporamos el pimentón y damos un par de vueltas, lo suficiente para que no se queme. A continuación, añadimos la harina y rehogamos durante un minuto.

Sazonar los jarretes de Ternasco de Aragón y los incorporamos a la olla. Añadimos el agua hasta cubrirlos, corregimos de sal y dejamos que se cocina durante una hora y media aproximadamente.

Paralelamente, cortamos las patatas en cuadrados y las freímos. Reservamos. En otra sartén, cortamos los champiñones a láminas, los sofreímos ligeramente y añadimos los guisantes. Cuando estén listos, reservamos.

Cuando queden 10 minutos para terminar el guiso, añadimos los champiñones junto a las patatas. En este momento, además, comprobamos si la carne está tierna. Rectificamos de sal si fuera necesario. Dejar reposar un rato y emplatar.

Esta receta es muy sencilla pero llena de sabor. La carne queda muy melosa y jugosa. Además, es una receta muy cómoda puesto que la podemos elaborar el día anterior y estará incluso más sabrosa.

En el siguiente enlace podéis descargar la receta para elaborarla en casa.

 


Como os adelantamos la semana pasada en el marco de la campaña “Lo esencial”, hasta el próximo domingo 24 de mayo estamos organizando el primer concurso de recetas “esenciales” elaboradas con Ternasco de Aragón IGP y tenemos 10 experiencias gastronómicas para regalar a los participantes. Así que venga, animaos, sacad el chef que lleváis dentro y poneos manos a la obra. ¡Ayudadnos a mostrarle al mundo la verdadera esencia de la cocina tradicional aragonesa!